30 octubre, 2011

Rv: COMPARTO UN PEQUEÑO TEXTO. ESCRITO HACE TIEMPO.número 3

Captura6

---------- Mensaje reenviado ----------
De: LUIS HERNANDEZ MONTALVO

Luis: veo sorprendida, y con gusto, tu capacidad de analizar y poner por escrito los procesos que se saben en general pero que con tu escritura se desnudan. Pienso que bien podrías hacer un libro de narrativas sólo con tus textos. No hay que descartar esto.
También quisiera decirte que nos interesa saber si hay dos o tres, o más docentes, que se integrarán en tu grupo de Narrativas Docentes. No importa cuántos sólo que tengan deseos de comenzar a escribir. Habrá talleres para todos y gratuitos. Dime si alguien del bachillerato entrará en el mismo.
El próximo 22 de octubre sería bueno que nos compartas un Boletín de Voces Jóvenes en la reunión de coordinadores de grupo de narrativas.
Buen fin de semana!


Sandra Aguilera Arriaga
www.educacioncontracorriente.org
 


Enef: Destrucción de un programa académico.

 

Luis Hernández Montalvo.

 

“No hay más que dos clases de hombres:

Los que destruyen y los que construyen,

y solo hay una moral, la antigua y la eterna…

la moral del servicio” (Fernando Savater)

 

 

En septiembre de 2005, la Secretaría de Educación  Pública en el estado y la sección 51 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación decidieron intervenir en el conflicto de los profesores de la licenciatura en Educación Física del Benemérito Instituto Normal del Estado. Durante dos años y medio, autoridades y sindicato se desentendieron de los procesos administrativos de esta institución. Durante este tiempo se descuidó el nombramiento de los subdirectores académico y administrativo, lo que se tradujo a su vez, en un abandono y descuido de los procesos académicos generados a partir del Programa para la Transformación y el Fortalecimiento Académicos de las Escuelas Normales, impulsado por la administración federal.

 

El conflicto protagonizado por los profesores de la licenciatura en Educación Física, conocida en el medio escolar como Escuela  Normal de Educación  Física ENEF, se expresa de distintas maneras, por ejemplo, al no existir un responsable de las cuestiones administrativas, los horarios, la distribución de cargas  académicas, la administración de recursos económicos

y humanos, eran atendidas por el director o por personal designado por él, lo que se traducía en un conflicto permanente con la academia y por otra parte, la ausencia de un subdirector académico, trajo como consecuencia el abandono del funcionamiento de las distintas comisiones y el relajamiento en el funcionamiento de las academias, que se cayera en una simulación en el cumplimiento de las finalidades del Programa Académico, principalmente en lo que se refiere al Mejoramiento de la Formación Inicial de los Maestros de Educación Básica.

 

La administración federal, responsable del  Proyecto Académico, se propuso el mejoramiento de la gestión  institucional, mediante el impulso de acciones tendientes a renovar los procesos clave de la organización y del funcionamiento de los equipos directivos, los criterios académicos para la organización de las actividades escolares, la planeación y la evaluación institucional. Con estas acciones se pretende generar condiciones propicias para que los profesores transformen sus prácticas de enseñanza y los estudiantes logren el perfil de egreso establecido en el plan de estudios respectivo.

 

La intervención del sindicato en los procesos académicos de una institución que se supone se encuentra en proceso de transformación, sin tomar en cuenta la normatividad y los mecanismos institucionales para resolver los conflictos internos, tiene consecuencias desastrosas, para el presente y futuro de las instituciones formadoras de docentes, intervención que se produce ante el sometimiento de los funcionarios que responden políticamente a los controles del SNTE. En septiembre de 2005, el Secretario General de la Sección 51 del SNTE, designó  e impuso a un nuevo director, como respuesta a los reclamos de los profesores para que la SEP normalizara la vida institucional. En este proceso no se respetó la opinión de los trabajadores, ni en su condición de académicos ni en su calidad de sindicalizados y mucho menos se respeto la legalidad vigente.

 

La respuesta de la SEP y el SNTE, se produce después de la movilización de los trabajadores. Esto irritó a los funcionarios y a los líderes seccionales del sindicato, los que impusieron al director, el señor Ricardo Rossainz Andrade, al subdirector académico Heriberto Villegas y a la subdirectora administrativa,  Esperanza González. La resistencia fue muy relativa, desde el sindicato se ejercieron toda clase de presiones y amenazas en contra de los trabajadores, quienes habiendo superado sus diferencias personales y de grupo, habían iniciado un proceso de discusión que alcanzó un nivel de propuesta  muy importante, pero que no fue capaz de concretar un nuevo modelo de gestión institucional que revirtiera los vicios heredados de las viejas prácticas patrimonialistas y autoritarias de la dirección unipersonal de la gestión institucional.

 

La nueva administración de la ENEF se caracteriza por su desapego y alejamiento de los procesos académicos de las escuelas normales y por su ignorancia del programa académico. No habían transcurrido las 24 horas y el nuevo director había conseguido los teléfonos celulares de algunas amistades de los profesores para esgrimir amenazas “ O calmas a tu gente o las corro de mi escuela”. Una semana después cumplía su amenaza al expulsar a uno de los profesores,  no sin antes lanzar una amenaza general, la cual se supone, está respaldada por el Secretario de Educación, el sindicato y al apoyo económico de un gran industrial de la construcción México-canadiense, de apellido Valderrama.

 

Con distintos pretextos y en circunstancias diversas pero en todos los casos bajo presión, han abandonado la institución, al momento de escribir esta nota, nueve profesores, en su mayoría de tiempo completo y con experiencia en el nuevo plan de estudios en tanto que habían sido capacitados para su manejo. La institución ha perdido 360 horas. Las cargas de trabajo han sido entregadas a los nuevos profesores de hora-clase y a los que han sobrevivido. Un ejemplo de las presiones a que han sido sometidos los trabajadores académicos, esta el del profesor Terreros que se le destituyó de la academia para comisionarlo como vigilante del estacionamiento y entrada de la escuela, frente a las burlas y el escarnio de los amigos del director. En este camino le sigue una secretaria y existe la amenaza para tres profesoras, una secretaria y cuatro trabajadores

de intendencia.

 

Por otra parte existe la amenaza contra los profesores que no tienen el grado académico de la licenciatura para que se jubilen y dejen sus plazas para contratar nuevos licenciados en educación física, lo cual contribuye  también al pretexto de expulsar a los profesionistas de origen universitario o de otras disciplinas que no sean profesores de educación física. En los últimos días se ha filtrado el rumor de que uno de los profesores que trabajan en la licenciatura con nombramiento de tiempo completo, no acredita los estudios de educación secundaria y que de resultar cierto sólo haría evidente la corrupción de la SEP y el SNTE.

 

La delegación sindical que agrupa a los trabajadores del centro de trabajo ha sido nulificada en sus derechos más elementales, los trabajadores no cuentan con un canal interno que los represente en su estabilidad laboral y en el respeto a su dignidad personal, los cuales son vigilados personalmente por el director o por los amigos del director, mediante el pretexto del control y la disciplina de la escuela. El comité de la delegación no tiene ni voz ni voto en la toma de decisiones del director.

 

Hablar de autoritarismo en la ENEF, como una forma de definir lo que ahí ocurre, sería caer en un eufemismo, en un lugar común  que oculta el odio del director contra enemigos gratuitos y que los subdirectores no comparten, al grado de retirarse de la administración, por lo que en estos días, el director volverá a designar a los funcionarios con los profesores que han pactado someterse a la autoridad unipersonal del director. En un tiempo tan corto se han destruido los colegiados como espacio de colaboración entre el personal docente y entre este y el equipo directivo, así como en el conjunto de la comunidad normalista, en el cumplimento de los propósitos educativos y es que el director es ignorante de lo que significa el trabajo colegiado “…aumenta la coherencia de la actividad institucional, permite el desarrollo de actividades pedagógicamente enriquecedoras-escucha, intercambio, respeto, ayuda, cooperación- y favorece las actitudes de colaboración y apoyo mutuo para el cumplimento de las responsabilidades individuales y colectivas”. En su lugar fue creado un Consejo Académico integrado por el director, los dos subdirectores y ocho consejeros que son a la vez, los responsables de las comisiones de extensión y difusión, de evaluación, de docencia, etc.

 

El consejo académico no cuestiona ni propone, solo acata las disposiciones del director como la convocatoria reciente por la cual  los trabajadores podrán solicitar incremento de horas por las plazas vacantes de los profesores que se han jubilado y que se resume en lo siguiente: podrán solicitar incremento de horas por jubilación los que cuenten con perfil de licenciatura en educación física, tener un mínimo de tres años de servicio, que estén libres de problemas académicos y administrativos y que vivan cerca de la institución. Una convocatoria hecha para promover a los amigos, sin recato y con la firma del secretario general de la delegación sindical.

 

El señor director no solo trae sus fobias y rencores, su ignorancia y su deseo de independizarse del BINE para transformar a la ENEF en una escuela de entrenadores físicos y no en una que forme educadores físicos para las escuelas de educación básica.”...Que los estudiantes, en lugar de andar leyendo antologías, se pongan a practicar como integrar una escolta, como organizar la marcha de un desfile…” Y mientras el director y el secretario general del SNTE imponen su ley y sus criterios, el proyecto académico se destruye, todo frente a una administración local que no tiene noción de los procesos que viven las escuelas normales y que son a la vez administración esencialmente sindicato.

 

El deterioro, no solo afecta los procesos de gestión y el trabajo académico de la institución, también alcanza a la moralidad de sus miembros y la ética de quienes trafican con calificaciones o de quienes ejercen acoso sexual contra las alumnas, de los que conociendo el plan de estudios y el programa académico, guardan silencio en gestos de complicidad a cambio de incrementar algunas horas su jornada de trabajo o evitar ser molestados. A estas alturas, hay grupos que no conocen a sus maestros porque no se han presentado, porque son los amigos del director.

 

Los procesos académicos han llegado a un nivel de caricatura, los estudiantes y profesores no conocen físicamente los planes y programas de estudio de educación básica, en la biblioteca no se guarda un solo ejemplar, varias de las antologías de las distintas asignaturas, así como los materiales de apoyo, han desaparecido, convirtiendo el trabajo de los maestros en una gran simulación que afecta sensiblemente el logro de los perfiles de egreso de los estudiantes, de los cuales, el 50% ingresan mediante un examen y el resto por el conducto de la imposición del SNTE. Frente a esta realidad no valen ni el discurso académico ni los esfuerzos por definir el perfil ideal de un profesor con una ética de responsabilidad, frente a los niños, frente a la escuela pública y sobre todo de cara a la sociedad que nos está reclamando otro tipo de maestro, con otro modo de pensar la realidad en su encuentro con el mundo… pero… ¿A quien le importa?

 

 La ausencia de vida sindical en las delegaciones del BINE, el miedo al debate y el desprecio a los trabajadores por parte de autoridades y líderes sindicales seccionales y el desconocimiento del  Programa para la Transformación y el Fortalecimiento Académico de las Escuelas Normales, le dejan el campo libre al señor Rossainz para que sea impuesto como Director General del BINE. Para lo anterior, no hace falta un nombramiento oficial o sindical, de hecho, las credenciales de los estudiantes de la ENEF son firmadas por el director general, profesor Ricardo Rossainz A. En silencio, algunos trabajadores discuten la gravedad de las cosas y solo esperan una oportunidad para hacer oír su voz y hacerse presentes, al tiempo.

De: Sandra aguilera arriaga <sanagui2005@hotmail.com>
Para: Luis Hernández Montalvo <hernandez_luis21@yahoo.com.mx>
Enviado: Sábado, 15 de octubre, 2011 8:17:45
Asunto: RE: COMPARTO UN PEQUEÑO TEXTO. ESCRITO HACE TIEMPO.

Querido Luis: el pequeño texto me emocionó porque retrata muy bien los sentimientos y pensamientos que pasan por un profesor cuando se enfrenta a situaciones políticas y llega a un ambiente en el que no es esperado ni bien recibido.
Creo que describe con mucha sensibilidad los pliegues cotidianos de la vida de los profesores en servicio.
Me gustó mucho y, si quieres, puede ser uno de los primeros textos que abra el camino a la escritura de experiencias en el nuevo proyecto en el que estamos muy orgullosos  de que participes.
Te adelanto que podríamos tener la primera reunión el 22 de octubre. Falta que te escriba Pilar Juárez para confirmar la fecha y el lugar. Será en sábado. De todas formas yo lo hago, si acaso ella no tiene tu dirección electrónica.
Buen fin de semana.
Abrazos!

Sandra Aguilera Arriaga
www.educacioncontracorriente.org
 

Posted via email from Normalistas-México

0 comentarios:

Publicar un comentario

¡¡¡Identificate!!!!
Sólo hay que hacerlo una vez y te servirá como identificación para muchos blog's, con open ID.
Registra tu actual cuenta de correo electrónico en google desde aca: http://www.google.com/accounts/

Compartir

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More