13 diciembre, 2009

Liverpool = Esclavos

FUENTE ORIGINAL DE ÉSTA NOTA: http://cafeypetroleoconarturo.blogspot.com/2009/12/liverpool-esclavos.html



Fotografía cortesía de: Pateando Piedras


La semana pasada una noticia conmocionó a la Nación entera, en pleno Siglo XXI se daba en Iztapalapa (curiosamente, Delegación en disputa entre Juanito y sus asesores de derecha contra Clara Brugada y el Movimiento Social) un caso de esclavismo.

La primera impresión que tuve fue pensar que esto era una cortinilla de humo para tapar los turbios arreglos para al fin, fallar en contra del SME en el amparo promovido, o para tapar las burradas de Juanito al frente de la Delegación.

Un supuesto centro de adicción era el disfraz de una maquiladora que elaboraba pinzas, ganchos y bolsas para la Tienda Departamental Liverpool.

Pocos fueron los medios informativos que se atrevieron a nombrar a la empresa para la cual trabajaban los esclavos.

Tratos inhumanos, jornadas completas sumado a golpes y torturas eran el pan de cada día de ese lugar que era operado por los llamados Padrinos, quienes propinaban severas golpizas y humillaciones, cómo lo dicen alguno de estos testimonios:

“Trabajábamos jornadas de 16 horas, a veces más, cuando urgía un pedido. Sólo nos dejaban descansar media hora para comer un caldo de verduras que hacían con zanahorias recogidas de los basureros de la central de abasto. Ni las pelaban, así sucias y hasta podridas las metían en el agua y nos las teníamos que comer”.


“Estaba sentado en mi diablito, me quedé dormido porque había acarreado mercancía todo el día cuando sentí las primeras patadas en mi cuerpo. Me aventaron a la camioneta como si fuera un animal, como si fuera un bulto”.

“Algunos llegaron porque sus familiares los llevaron para rehabilitarse, ellos no tenían que trabajar pero sí los maltrataban y les aplicaban castigos como a todos. Nos dejaban tres días y tres noches parados en el baño. A veces mojados, otras veces amarrados y tirados en el suelo. Nadie podía quejarse, ni siquiera nos dejaban hablar entre nosotros y mucho menos contarle a las familias lo que pasaba ahí dentro”.


Su labor consistía en fabricar ganchos para tender ropa y bolsas para una tienda departamental. Pero el único sueldo que recibían era un pan duro y un cigarro.

Es realmente increible que sigamos siendo indiferentes ante el dolor y la tragedia que vivian allí dentro estos individuos.

Liverpool se benefició del trabajo de manos de esclavos, ¿serías capaz de seguir consumiendo sus productos?

En esta temporada navideña, antes de conmprar en esta cadena departamental piensa en el sufrimiento y el dolor de los esclavo que confeccionaban sus bolsas.

Piénsalo dos veces.



Aquí les dejo un poster que preparé para satirizar la publicidad de esta Cadena Comercial que se ha beneficiado con la sangre y el dolor de estos esclavos.


Descripción: La esclavitud es parte de mi vida. Sátira de la campaña publicitaria de la Cadena Departamental que se beneficiaba con el trabajo de esclavos recluidos en un supuesto centro de rehabilitación de adicciones, que en realidad era un centro de esclavismo que fabricaba bolsas y ganchos para dicha tienda.
Autor: Arturo Guerrero Guevara

0 comentarios:

Publicar un comentario

¡¡¡Identificate!!!!
Sólo hay que hacerlo una vez y te servirá como identificación para muchos blog's, con open ID.
Registra tu actual cuenta de correo electrónico en google desde aca: http://www.google.com/accounts/

Compartir

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More